¿CÓMO FUNCIONA?

2 Recibe un precio personalizado en menos de 24 horas.
3 Acepta el encargo, accede a un espacio colaborativo con tu profesor asignado y APRUEBA.

Si sigues teniendo problemas, escríbenos a info@apruebatodo.com. Gracias!

¿HAS PERDIDO TUS DETALLES?

6 Consejos Imprescindibles para tu TFG en Economía

por / miércoles, 15 noviembre 2023 / Publicado en Consejos, Economía, TFG
Estudiante con dudas en su tfg de economía

Un Trabajo de Fin de Grado debe revelar que el autor ha sido capaz de compendiar una larga lista de conceptos, ideas, métodos, instrumentos, y un largo etcétera de aspectos que definen el campo correspondiente del saber y que han ocupado sus estudios de Grado, en nuestro caso de Economía.

Tal contrastación positiva por parte del tutor encargado de la corrección del TFG puede encontrar obstáculos que conciernen al mismo estudiante evaluado, y que tratamos de enumerar en nuestro inventario de dificultades de cara a que el mismo investigador iniciático disponga de consejos para paliar los efectos dañinos de tales obstáculos (que pueden incluso tratarse de retos que debe encarar el estudiante en su investigación para así obtener una evaluación positiva).

De la superación de los obstáculos que vamos a mencionar depende la evaluación positiva del tutor y la consecución del Grado de Economía. Los obstáculos mencionados se consideran como claves en su superación por parte del autor de las presentes líneas, destacando los más repetidos en los TFG que el presente autor ha realizado, facilitando consejos al estudiante para que los retos mencionados no sean un lastre en la consecución final de su TFG.


1. Búsqueda de información relevante (el buscador más eficaz)

Muchas veces el estudiante encuentra dificultades para encontrar información relevante como apoyo a sus tareas de investigación. Tratar una temática de interés y con conocimientos adquiridos especializados por parte del estudiante, si bien minimiza tal problemática, no evita impacto en la calidad del TFG.

Quizás, tratar temáticas de actualidad puede facilitar las cosas, derivado de la voluminosa presencia de artículos en la red digital. Sin embargo, conocer buscadores web que nos faciliten la investigación en cuanto a su trato más teórico y académico puede acercarnos al perfeccionamiento idóneo de nuestro TFG. Así, como dirección destacable, reconocemos “Google Académico” o  https://scholar.google.es/schhp?hl=es, que reduce de manera eficaz nuestra búsqueda por la World Wide Web al encerrar la búsqueda al conjunto de artículos destacados por el mundo intelectual. La identificación de los mismos facilita que encontremos una innumerable cantidad de textos recientes o históricos resumidos en las bibliografías de partida. Muchas veces, partir de un ostentoso delimitador de nuestro criterio de partida aporta el compendio eficiente de información requerida para nuestro TFG, sin requerir de una excesiva lista de páginas web de inicio que pueden alargar excesivamente la búsqueda.

No es recomendable el uso del clásico buscador “google”, pero sí de su descendiente previamente nombrado “Google Académico” dada su correcta delimitación de contenidos incluidos para nuestros fines, consiguiendo un excelente resultado de la búsqueda que minimiza el tono administrativo seleccionador de páginas de búsqueda de partida. Quedarían como residuo las búsquedas más concretas que surgieran sobre la marcha que quizás requerirían de otros buscadores específicos menos reconocidos por parte de los usuarios académicos de internet.


2. Software informático (programas clásicos de econometría)

El software informático más útil por su extensión en el tratamiento de datos y por sus outputs derivados (cálculos clásicos básicos, estadísticos, matemáticos y financieros; gráficos; uso de símbolos matemáticos) es sin duda el reconocido “Excel”, que se encuentra inserto en el listado de software de “Microsoft”. Sin embargo, tal extensión no deja de ser superficial en sus usos (póngase de ejemplo la imposible representación gráfica de las clásicas curvas de oferta y demanda con la variable precio en el eje de ordenadas o la imposible realización de cómputos econométricos de orden intermedio o avanzado).

Tales limitaciones nos llevan a buscar otro software que nos sea útil, sobre todo, relacionado con el mundo de la Econometría, destacando el más intuitivo “Gretl” (descarga gratuita en internet) o el “Econometric Views” dado su también sencillo manejo. La consulta de los manuales de uso de tales programas informáticos puede ser de gran ayuda, pero su naturaleza en formato de ventanillas facilitan el uso directo de tales software, sobre todo, con el necesario conocimiento intermedio del campo de la Econometría, y requiriendo de un más avanzado conocimiento matemático (cálculo matricial), estadístico y de análisis de probabilístico, si queremos hacer uso de un más completo software titulado “Gauss”.


3. Direcciones web con bases de datos útiles (las páginas institucionales)

Para la obtención de datos de orden cuantitativo disponemos de reconocidas instituciones de orden internacional, nacional y regional, destacando www.imf.org, https://data.worldbank.org/, www.oecd.org, https://www.ecb.europa.eu/ecb/html/index.es.html, https://www.federalreserve.gov/espanol.htm (en el plano internacional);  www.bde.es, www.ine.es (estos dos últimos para el caso español); y www.idescat.cat (este último para el caso de Cataluña), que sin embargo pueden carecer directamente de datos de tipo más específico requeridos para la correcta elaboración de nuestro apartado más empírico del TFG.

Sin embargo, la búsqueda general permitida en tales páginas web institucionales puede facilitar la obtención de datos de menor rango generalista, que puede suponer un ahorro de costes en términos de tiempo para el joven investigador al no tener que averiguar nuevas direcciones más especializadas dentro del completo escenario de la WWW. Las mismas derivaciones a partir de las direcciones mencionadas institucionales pueden facilitar rutas de acceso más rápidas que la misma búsqueda de partida con una natural “a palos de ciego” a través de los mismos buscadores generalistas como el caso de “Google”.


4. Redacción clara y sencilla (hacia un trabajo científico de fácil lectura)

En general, y para demostrar la adquisición de conocimientos generalista y la adquisición y aplicación de conocimientos específicos al caso en concreto tratado en nuestro TFG, debemos redactar los contenidos de una manera sencilla, sin caer en simplismos excesivos, ni al contrario, en complejidades en el redactado y en las demostraciones  cuantitativas de orden matemático, estadístico, probabilístico y econométrico. El uso de gráficos y tablas aclaratorios pueden facilitar la lectura agradable al tutor evaluador. Todos estos condicionantes serán claves para que nuestro tutor detecte un compendio económico de carácter científico en el autor del TFG. Y para la correcta explicación descriptiva de orden científico no deben olvidarse los formalismos clásicos del conocimiento económico, que demostrarán a modo de colofón final la existencia de capital humano en el sujeto evaluado, extenso en lo general y profundo en lo específico de la temática bajo estudio.


5. Vocabulario técnico relevante (alejamiento del orden más profano de la economía-las palabras clave)

Se recomienda un excelente manejo de nuestro querido programa informático “Word” del paquete de “Microsoft”, que ayudará también a conformar una estética correcta para cualquier TFG, siguiendo las pautas de redactado, estilo de letra y estructura marcadas por el tutor evaluador.

Se aconseja que el lenguaje utilizado no sea “vulgar”, más cercano al existente en la jerga económica de tipo más curtido que al “profano” de tipo más cultural, y que sobretodo se utilicen las palabras técnicas relevantes de una manera excelente, las cuales se encuentran en  los libros de texto del campo de la Economía (libros de texto más reconocidos a nivel mundial que el mismo joven investigador debería haber leído y que facilitan un apoyo fundamental para la realización de su TFG).

El mismo listado de “key variables” podrá ser un apoyo positivo de cara a la evaluación positiva final, dada su finalidad aclaratoria que muestra la sencillez conocedora del autor del TFG y el correcto manejo de los conceptos técnicos fundamentales. Al fin y al cabo, la sencillez evidenciada implica una sabiduría del autor del TFG en el campo a evaluar, que debe ser explicitada mediante señales claras en el propio texto y disponiendo como canal la propia claridad de ideas del joven investigador y la estética disponible en el mismo software informático.

El redactado es la plasmación del compendio económico reconocido en el capital humano y técnico del autor del TFG, que dispone de la ayuda de las mismas pautas dictadas por el tutor para su realización que no deberán lastrar las dotes creativas del autor del trabajo de investigación. Nuestro TFG, aun y tratarse de un primer acercamiento completo a las labores de investigación en el campo de la Economía, no debe dejar de ser una “especie” de trabajo ya profesional en el ámbito investigador, pues su evaluación final nos dará pistas claras de las dotes investigadoras de su autor y su posterior decisión de acercarse ya al ámbito ya definitivamente profesional en el mundo de la investigación económica.


6. Tratamiento de temáticas ya conocidas (hacia la efectividad en términos de tiempo empleado)

Una de las problemáticas que ha de cubrir el TFG es la limitación de tiempo por parte del autor al encontrarse restringido por razones de trabajo o familia. Y para que el mismo TFG transmita la posesión de conocimientos teóricos y aplicados, y las habilidades informáticas, de cálculo y de redactado pertinentes, se aconseja que el joven investigador escoja un TFG en el que ya se encuentre versado y sobre todo interesado, reduciendo los efectos de las restricciones de tiempo disponible.

Un conocimiento de base general y específico de la temática a tratar parece el punto fuerte ante limitaciones de tiempo, y la reflexión previa durante los mismos estudios de Grado puede ser el detonante de la realización de un trabajo excelente ante limitaciones de tiempo futuras in situ. Al fin y al cabo, el consumo de tiempo en el TFG alisando en el largo plazo el esfuerzo aplicado en el mismo puede facilitar ahorro de tiempo futuro que no estaría disponible (“no dejes para mañana lo que puedas hacer hoy”) en el mismo periodo disponible en el cuarto año de Grado de Economía.

SOLICITA HOY MISMO AYUDA PARA HACER TU TFG EN ECONOMÍA

Consigue tu presupuesto en pocas horas y descubre cómo puedes ahorrar tiempo y preocupaciones con nuestra ayuda

RECIBIR PRESUPUESTO PARA ENCARGAR TU TFG EN ECONOMÍA
SUBIR